Domingo, 27 de agosto de 2006

EL CASTRO DE "AS GROBAS"

EL CASTRO DE ?AS GROBAS?

Es cosa sabida que el turismo se est? convirtiendo en la principal fuente de riqueza para Ribadeo, tanto en la actualidad como, seg?n se vislumbra, en el futuro inmediato. Por eso, toda la dedicaci?n y el esfuerzo que el gobierno local despliegue en esa direcci?n ser? poca. Se trata de aprovechar todos los recursos de que el municipio dispone para este fin. Y este, del que voy a ocuparme, no es el menor. No conviene olvidar que ha sido la suerte de tener un castro famoso en sus cercan?as lo que a algunas poblaciones les ha dado verdadero renombre. Y, por eso, bien est? que el ayuntamiento tenga contratadas a su servicio personas especialmente dedicadas al estudio y desarrollo de su potencial tur?stico, como es la Gerencia de Dinamizaci?n Tur?stica, y cuente, adem?s, con el apoyo de la Fundaci?n de la Mari?a Oriental dedicada, tambi?n, a este fin. Lo que no se comprende es la apat?a que estos dos entes demuestran en la explotaci?n de un elemento de primer orden para la promoci?n del turismo local, como es la recuperaci?n del castro de As Grobas, hasta hoy tan olvidado.
Para conocer la importancia que este castro puede tener para el turismo local dispone el concejo de un informe que sobre el hizo el arque?logo de la Delegaci?n Provincial de la Conseller?a de Cultura y Turismo, Sr. G. Meijide, que lo califica de excepcional, tanto para su explotaci?n tur?stica como cultural.
Su extensi?n supera las dos hect?reas y media, sin contar la isla ?A Insua? que originariamente bien pudo formar con el una pen?nsula y ser, por lo tanto, parte integrante del castro.
La situaci?n de este castro, ubicado en una masa com?n de la Concentraci?n Parcelaria de Vilasel?n, facilita enormemente cualquier actuaci?n dirigida a su recuperaci?n. La simple limpieza de la maleza que lo cubre y una correcta se?alizaci?n supondr?a ya inicialmente su puesta en valor por lo que es y por el espectacular paisaje en el que est? situado.
Su proximidad a la villa de Ribadeo lo convertir?a, sin duda, en un foco de atracci?n tur?stica y cultural de primer orden, llamado a complementar, de manera importante, otras actuaciones de revalorizaci?n de nuestro patrimonio.
Y es muy probable, adem?s, - as? lo manifiesta el citado arque?logo ? que se escondan en el interesantes muestras de arquitectura castre?a, as? como informaci?n cient?fica de primer orden. Ya s?lo esto lo convierte en un punto de gran inter?s para realizar excavaciones arqueol?gicas y aun para pensar en un futuro museo, en el que se expongan, tambi?n, los hallazgos del asentamiento de Louselas, ubicado en las proximidades y que hoy se encuentran dispersos en manos privadas.
En estos momentos en que la empresa INSUI?A, S.L. proyecta instalar una gran piscifactor?a en las inmediaciones del castro, no se puede descartar que puedan seguirse serios da?os para la integridad de este castro. De hecho, la ubicaci?n de la piscifactor?a afecta a una parte importante de su franja de protecci?n. Por eso es urgente fijar y se?alizar los deslindes de protecci?n de su per?metro y delimitarlo con una franja suficiente de seguridad para protegerlo de las m?quinas y evitar cualquier atropello irresponsable. Har?an bien las autoridades locales, a falta de otras actuaciones mejores, en tratar de protegerlo contra posibles atropellos irreversibles.
Corono este comentario repitiendo la sugerencia que hac?a el citado arque?logo de la Direcci?n Provincial de Cultura, que propon?a hacer un convenio desde el concejo con la Direcci?n General del Patrimonio Cultural y la Universidad para llevar adelante la recuperaci?n de este conjunto, como Mondo?edo hizo con su castro de Zo??n. ?Para que se ha contratado, sino, a un Gerente de Dinamizaci?n Tur?stica? ?Qu? hace para promover su explotaci?n y poner en valor sus posibilidades tur?sticas?- Jos? M? Rodr?guez

Comentarios

Añadir un comentario