Mi?rcoles, 14 de febrero de 2007

EL CONCEJAL DISIDENTE

EL DISIDENTE

El recurso habitual a la mentira forma parte constitutiva de la condici?n humana del mundo de muchos pol?ticos. Y a este recurso apelaba el alcalde de Ribadeo cuando hace poco manifestaba a trav?s de los medios informativos las razones por las que cesaba en sus funciones al concejal de su grupo pol?tico, Sr. Fern?ndez-Reinante. Afirmaba el alcalde de forma reiterada que su decisi?n hab?a sido tomada por la inoperancia de este concejal en la labor de gobierno en el concejo. Aun suponiendo que tenga raz?n el alcalde, no es cre?ble que la inoperancia del mencionado concejal sea la verdadera causa de haberle apartado de sus funciones y, finalmente, de su militancia. Nada m?s lejos de la realidad. Ese no fue el motivo del cese del concejal hoy disidente que, por otra parte, no gozaba de dedicaci?n remunerada, como le ocurre al alcalde. Si la verdadera raz?n fuera esa, se tratar?a de clara discriminaci?n con relaci?n a los dem?s concejales. Pues, como es sabido por todos, otros concejales hay en el consistorio, que siguen en el gobierno municipal y que no se distinguieron, precisamente, por su trabajo. Ponerles nombre est? al alcance de cualquier observador.
Soy testigo privilegiado, por haber compartido el mismo trabajo e inquietudes con ?l, de la intensa labor que el Sr. Fern?ndez-Reinante desarroll? en la pasada campa?a electoral y que llev? al Vacas a la alcald?a. Soy testigo directo de los seis meses de intenso trabajo desarrollado en la pasada precampa?a y en la campa?a por ese concejal, hoy disidente, en los que puso cuerpo y alma en la lucha por alcanzar un puesto de honor para el PSOE en las urnas, mientras el candidato aspirante a la alcald?a, el Sr. Vacas, estaba ausente. Una campa?a en la que el PSOE pas? de dos concejales a cuatro y que llev? al Vacas a la alcald?a.
No entro a enjuiciar las razones que llevaron al Sr. Fern?ndez-Reinante a la disidencia de su partido. ?Fueron los derroteros equivocados que sigui? el Sr. Vacas en su gesti?n de gobierno la causa de la ruptura? ?Fue su ego?smo personal por no ver cumplidas sus aspiraciones pol?ticas? Sus actitudes y sus razones son, en todo caso, muy respetables. Pero las razones que dio el alcalde para explicar los acontecimientos no son cre?bles. Y no lo son, porque en su equipo figuran personas que, ni trabajaron en la pasada campa?a que llev? al PSOE al poder, ni hicieron ninguna labor apreciable en el gobierno municipal, como no fuera levantar y bajar la mano en las votaciones de los plenos municipales. Y, a pesar de ello, figuran en sitios privilegiados en las listas del PSOE para la pr?xima convocatoria electoral. Ignoro el desenlace final de este conflicto, a expensas del resultado de las alegaciones que aporte el concejal disidente contra la suspensi?n de militancia impuesta por su partido. Pero haciendo honor a la verdad de los hechos que he vivido en mi estrecha colaboraci?n con la formaci?n del PSOE en la pasada campa?a, afirmo y soy testigo de que el actual concejal disidente del gobierno municipal fue la persona que con m?s intensidad trabaj? para poner la alcald?a en manos del PSOE. Ignoro, pues, cual ha sido la verdadera raz?n de esta ruptura, pues, como dice el adagio, de internis nemo iudicat. Pero nunca la raz?n que el alcalde, para justificar sus decisiones, intenta transmitir a la sociedad. Se dice que el tiempo pone a cada uno en su sitio. Esperemos que as? sea y que el PSOE no tenga que arrepentirse.-Jos? M? Rodr?guez

Comentarios

Añadir un comentario